En las profundidades. Parte 6.

Con el fin de los acontecimientos del último día el grupo se dirige a la sala del guardián donde supuestamente se encuentra la filacteria del viejo liche. Llegan al lugar sin mayor problema pues con anterioridad habían destruido ya a sus antiguos moradores. La sala se halla en una penumbra no habitual y deciden investigar en el foso central.

La zona se llena de todo tipo de túneles, cada uno con peor aspecto que el anterior siendo imposible intentar orientarse por ellos. En el centro un enorme sarcófago de una única pieza cuya apertura seguramente sea más que imposible. De nuevo recordando que en los restos del liche había un amuleto con forma de estrella encuentran un orificio con la misma silueta en uno de los lados donde insertan el curioso objeto. La tapa se desliza.

En el interior una urna ovalada de cristal con forma de calavera. De ella por unos pequeños orificios que hacen de respiradero sale una especie de neblina blanca susurrante… Lo envuelve todo…
A Arkain le llama poderosamente la atención la pared, no deja de mirarla, ve una enorme calavera en ella que se alza imponente sin mas o será su imaginación. En el centro haciendo como de boca un agujero. El brujo sin saber por que se ve fuertemente atraído hacia ella tanto que incluso inserta la mano por el agujero dejando la calavera en el interior.. Esta pegajoso y nota como microscópicas criaturas recorren su piel. El pelo se le eriza, la neblina le envuelve… Se relaja pensando en tierras lejanas. Tierras donde el espacio y el tiempo no transcurre.Tierras donde tu percepción de los mismos es diferente.. Tus ojos se abren fatigados. La neblina entra en ti con un duro golpe escuchando al mismo tiempo una risotada infernal en tu interior.
¡¡Arkain despierta!! ¡¡ Vamos compañero arriba !!.. Tus compañeros te explican que te vieron convulsionando y haciendo gestos pero llevas horas inconsciente. Levantas la cabeza hacía la pared, todo normal ¿Y la calavera?. Tu camino no ha echo más que comenzar…

Tras el extraño incidente vuelven sobre sus pasos. La escalera es firme, bien cincelada. Con cada movimiento crece el eco, la sala es amplia aquí abajo ¡¡ Luz !! grita Hank. Todo se ilumina como en una noche estrellada. Podéis ver vetas de un mineral negro por todas las paredes. Es brillante casi translucido. En el centro de la sala un agujero bien manufacturado haciendo las veces de minúscula piscina. Se pierde el fondo en la oscuridad acuática.

Una pequeña inspección revela la localización de algunas pociones de respiración acuática que junto con el gorro del mismo material les permitirá descender sin problemas..

Descendéis por el agujero, es estrecho, muy estrecho en algunos tramos teniendo que parar por completo para pasar incluso de lado en una situación muy asfixiante. El agujero sigue descendiendo hacía la oscuridad marina a pesar de los objetos que os ayudan a superar este tremendo obstáculo, la situación es terrible. No sabéis cuanto más aguantarías. Pasa el tiempo y estáis deseando salir. Un angosto pasadizo asciende vislumbrando al final inicios de luz artificial. Salís dando una fuerte bocanada de aire donde de nuevo vuestros enemigos acechan.
Es un combate rápido y veloz donde prima la contundencia y fuerza bruta en manos del grupo que logran derrotar a sus rivales sin problemas no sin antes apreciar el odioso enemigo que es la medusa.

La sala es rectangular iluminada por un par de pequeños fuegos levemente alimentados. Un poco más adelante un pasillo descendente se sumerge en el agua desapareciendo en la nada. Todas las paredes están llenos de hongos y todo tipo de flora cavernosa debido a la fuerte humedad. El pícaro se muestra atento su visión periférica detecta leves movimientos entre las ramas y para cuando descubren el nido de la criatura es demasiado tarde pues el escurridizo lagarto les embosca sorprendiendo en un ataque masivo. Se defienden bien para después contrarrestar con magia y acero, poderosa combinación si quieres acabar vivo una batalla. Nada les detiene.

El agua crece en suciedad siendo cada vez el movimiento más y más complicado. Por la estructura del dungeon sabéis que han tenido que colocar una entrada cerca. El astuto draconiano detecta una puerta de roca fuertemente cerrada por la presión del agua. El empleo de toda su fuerza da como resultado la total apertura pero hay algo más pues Rasfly detecta otra entrada algo más resguardada, secreta incluso.

Caéis por una especie de tobogán acuático como si de una atracción se tratase. Caes y sigues cayendo unos diez metros. Al final una especie de escaleras semiderruidas continúan el camino hacia arriba. Estáis en una celda, pero, un momento, es la celda donde debería estar Arcomeg. Desde aquí se puso en contacto con vosotros. Un esqueleto prácticamente fosilizado es el único testigo. ¿Será Arcomeg? No demasiado viejo…

Todo el equipo esta de acuerdo esta vez habrá que traspasar el umbral de la muerte para hablar con ella/ello. Se despojan de sus armas dejandolas a un lado y todos colaboran para intentar acercar al espíritu. Mago y Brujo comienzan a trazar los místicos símbolos mientras canturrean el salmo en una lengua olvidada. Las puertas están abiertas el Espíritu aparece debido a su limitado poder arcano solo contestara tres preguntas prometiendo que la guiaran de vuelta en brazos de su diosa.

1.Mi nombre es Dryrela Ek “Malvánîs, nos encontramos en el templo de Llolth de la antigua ciudad Dalak-Malvan. hubo un temblor y parte de la ciudad se hundió en las profundidades bajo tierra, fui la única que se quedo encerrada debido a que estaba en el calabozo.
2.Decidí cambiar mi Fe, Lolth es malvada y mis hermanas y yo recorremos la fe de Eillistrae. Los drows merecen un noble destino y adentrarse en los problemas del mundo terrenal.
3.No conozco a ningún Arcomeg. Nuestro mayor enemigo eran los yuan ti. En la huida de las sacerdotisas de Llolth decidimos escapar hacía la superficie. Habían cientos de las reptilianas criaturas en la tierra yerma y árida del mundo. Unas pirámides negras dominaban el paisaje. A las criaturas las controlaban unos extraños seres alados mitad ángel mitad demonio tenían un aspecto despiadado…

Como juraron una vez terminado el “interrogatorio” la practican el descanso eterno guiandola por el camino de la luz divina hacía el etéreo. Su esqueleto se derrumba dejando caer un simbolo que sujetaba con firmeza con el brazo. Es una especie de araña gigante metálica que cuadra perfectamente con el colgante que consiguieron los héroes con anterioridad.

Etiquetas:

4 comentarios to “En las profundidades. Parte 6.”

  1. Hank Glam-Our Says:

    Al final lo mas dificil es el interrogatorio. Matar y conjurar magía, expertos.
    Interpretación e interrogación, nefastos pensadores.

  2. MacArkain Says:

    poh si mi arma
    y bien hecho puede ser la mar de divertido, pero es cuestion de costumbre, ya veras cuando salgamos a la superficie y tengamos que involucrarnos en la diplomacia punjariana. para nosotros que somos unos becerros tira dados, la buena mezcla de interpretacion y combate son perfectas

  3. MacArkain Says:

    ahora que estoy cerca de culminar el pacto de poder definitivo, la muerte y la locura me acechan.
    estoy ansioso, casi enfermo, por sumergirme en los misterios de la nigromancia, unica forma de evadir el pago espiritual por incumplir lo pactado.
    en el infierno, un poderoso diablo se frota las manos por mi alma.
    solo un ritual imposible me podra salvar de la muerte, y mi salvaguardia contra la guadaña maligna de pactar con orcus o vecna, se encuentra en formulas olvidadas de poder ignoto.

  4. MacArkain Says:

    ACTUALIZA EL BLOG POR DIOSSSS

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: